Préstamos Personales

Préstamos personales sin nómina

Entre los grandes obstáculos a los que se encara el cliente del servicio de un banco en el momento de buscar financiación es la vinculación que la mayor parte de las entidades le demandan para concederle un préstamo. Seguros, tarjetas, domiciliación de recibos… Los bancos pueden ser realmente imaginativos en el momento de escribir las condiciones de contratación de sus préstamos personales.

Domiciliar la nómina en la entidad acostumbra a ser entre los requisitos más frecuentes y demandados por los bancos. Mas ¿qué sucede si el usuario tiene la nómina "atada" a otro banco y no puede mudarla? ¿O bien si, sencillamente, no desea mudarla de banco? En esos casos, no está todo perdido. Existen bancos y compañías de capital privado que conceden préstamos personales sin que el usuario deba domiciliar la nómina en la entidad. Repasemos ciertos ejemplos:

Préstamos y líneas de crédito bancarios

No hace falta domiciliar la nómina en el banco para lograr un préstamo con condiciones atractivas y a un coste accesible. Ejemplo de ello es ING Direct que comercializa el Préstamo Naranja con el que se pueden pedir entre seis.000 y cuarenta euros a devolver en un máximo de siete años. Tiene un género de interés nominal del seis,95  por ciento  y una TAE del siete,18  por ciento , lo que lo transforma en entre las opciones más económicas del instante. Además de esto, no tiene comisiones. Y no es preciso domiciliar la nómina en el banco para poder pedir el préstamo.

Openbank, por su lado, dispone de un crédito preconcedido del que pueden beneficiarse los clientes del servicio que tengan doce.000 euros en productos de ahorro o bien de inversión en la entidad. El importe máximo de la línea de crédito es de tres mil euros y solo se pagan intereses por el dinero que se utilice. La TAE es de un ocho  por ciento  (siete,72  por ciento  TIN). Como en el caso de ING, tampoco tiene comisiones.

Financiación alén de los bancos

Aunque es verdad que la mayor parte, cuando pensamos en pedir un préstamo, lo primero que nos viene a la cabeza son los bancos de siempre, las compañías de capital privado ganan terreno y cada vez es más simple localizar ofertas interesantes fuera del sistema tradicional.

Cofidis, compañía referente del ámbito, comercializa 2 préstamos que no requieren ni mudar de banco ni domiciliar la nómina. Por una parte, el Crédito Proyecto está ideado para aquellas personas que precisan entre cuatro.000 y quince euros para financiar un proyecto, como la adquisición de un turismo o bien un viaje. Tiene una comisión de apertura del dos  por ciento , un interés nominal desde el cuatro,95  por ciento  y una TAE desde el seis,49  por ciento . Por el otro, el Crédito Cofidis acepta peticiones de hasta seis.000 euros a devolver en un máximo de 3 años y cinco meses. Tiene un interés del veintidos con doce  por ciento  TIN (veinticuatro con cincuenta y uno  por ciento  TAE), similar al de una tarjeta de crédito usual.

Zaimo es otra de las compañías que ganan terreno tras el cierre del grifo del crédito vivido a lo largo de los últimos años. Otorga préstamos de hasta cinco.000 euros en doce minutos a devolver en un máximo de cuatro años. Por si fuera poco, acepta peticiones de clientes del servicio en Asnef, una característica poco usual.


Financiación opción alternativa para empresa

Pequeñas y medianas empresas y autónomos han sido 2 de los primordiales perjudicados por la carencia de crédito de los últimos tiempos. A lo largo de ese tiempo han nacido múltiples compañías expertas en satisfacer la demanda de financiación de este segmento de mercado.

Spotcap está experta en otorgar líneas de crédito de hasta cien euros a pequeñas y medianas empresas y autónomos localizados en España con un negocio de cuando menos doce meses de antigüedad. El usuario solo paga por la una parte de la línea de crédito que emplea. Si la pide, mas al final no la emplea, no paga nada. Las disposiciones de la línea de crédito pueden devolverse en hasta seis meses con un interés desde el 0,5  por ciento  y una comisión desde el 1  por ciento , que se paga a lo largo de los 2 primeros meses.

En exactamente la misma línea trabaja Iwoca que otorga líneas de crédito de hasta cincuenta euros a devolver en seis meses. No tiene comisiones y el interés mensual aplicado es del tres con cincuenta  por ciento . Está dirigido a negocios registrados en España con una antigüedad de por lo menos cuatro meses.

La primordial ventaja tanto de Spotcap como de Iwoca es que dejan lograr financiación de forma rapidísima y por medio de Internet, eludiendo desplazamientos a oficinas. Y, como resulta lógico, tampoco requieren mudar de banco ni domiciliar la nómina.


Comentarios

No hay ningún comentario

Añadir un Comentario: